Cómo dejar el azúcar

La mayoría de las personas que me consultan como Coach en Nutrición y Estilo de Vida me piden ayuda con su “adicción al azucar”. Si bien es importante tener en cuenta al azúcar, no debemos olvidar que el culpable, y la raiz de esta adicción que parece controlarnos no es sino aquello que nos lleva a consumirla. En otras palabras: ¿qué te lleva a sentir que quieres comer azúcar? ¿El estrés, la angustia, la ansiedad, el enojo?
Pueden ser varios factores:

  • Un factor emocional: por ejemplo cuando tenemos mal humor y necesitamos que algo “endulce el momento”.
  • Un factor adictivo: debido a la gran cantidad de aditivos existentes en los alimentos procesados que nos hacen querer comer más y con mayor frecuencia.
  • Un factor nutricional: el desbalance de nutrientes en la alimentación puede producir antojos.
  • Un hábito: muchas veces simplemente repetimos lo mismo en el mismo horario y se genera un hábito, como por ejemplo comer chocolate por la noche.
  • Sin duda cuando reflexionas sobre la raíz de tus antojos, se vuelve más simple abandonarlos en el caso de que sean negativos para ti.

 

Mis tips para dejar el azúcar:

  • Evita consumir productos industrializados es decir aquello que haya cambiado de su forma natural con agregado de colorantes, endulzantes, saborizantes etc. Estos productos son altamente adictivos. Los encuentras enlatados, empaquetados y en todo lo “blanco” que compres (me refiero a harina blanca, azúcar, etc. )
  • Comer en horarios por lo menos 3 veces por día: éste consejo para reducir antojos es clave, cuando no comemos a horarios o salteamos comidas en el momento que “nos morimos de hambre” es cuando se nos antoja todo tipo de hidratos de carbono justamente para brindarnos la energía a corto plazo que estamos necesitando. Comer con horarios nos permite planificarnos mejor y mantener nuestra energía y humor estables.
  • Hacer ejercicio aeróbico. Cuando haces ejercicio en el cual transpiras, y mucho te habrás dado cuenta no solo del bienestar que sientes, sino de las pocas ganas que tienes de comer alimentos que no le harán bien a tu cuerpo.
  • Dormir lo suficiente. Si no duermes bien, se te antojan los alimentos altos en azúcares ya que tu cuerpo sabio sabe que el azúcar simple le dará energía extra. Lo que no recuerda es que te la quitará en breve haciéndote sentir cansado y con poca voluntad.

    Por último y no menos importante es necesario desparacitarse. Si, si. Como lo leíste. Para esto recomiendo la ayuda de un profesional.
    Con gusto puedo ayudarte junto a mi equipo de trabajo.

    Espero que les haya servido.
    Exitos

 

 

 

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *