¡Activa tus Semillas y Frutos Secos!

Potencia los beneficios de las semillas y los frutos secos: ¡activandolos!

Cuando activas las semillas y los frutos secos aumentas los nutrientes y reduces las grasas. Para activarlos, simplemente debes lavarlos, y luego remojarlos en agua filtrada entre 8 y 12 horas. Retira el agua de remojo y utilízala para regar tus plantas. Puedes consumir las semillas y frutos secos inmediatamente o secarlos al sol o en el horno deshidratador.

 

¿Por qué debemos activarlos?

Las semillas contienen ácido fítico, el cual evita que germinen en condiciones inapropiadas. El ácido fítico es un anti-nutrientes ya que bloquea la absorción de hierro y otros minerales en los intestinos.

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *